Este sitio emplea cookies de Google para analizar el tráfico. Google recibe información sobre tu uso de este sitio web. Si utilizas este sitio web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies.

Zona Pro

Los Poulidor de 2014

Redacción | 27 de diciembre de 2014

Está claro que a la hora de hablar de los grandes triunfadores del año los nombres de Rory McIlroy, Martin Kaymer, Inbee Park, Billy Horschel o Lydia Ko salen enseguida a la palestra, pero hay también otros protagonistas a los que la falta de un triunfo o un mal día les apartó de cambiar una gran temporada por una magnífica, y se convirtieron de alguna manera en los «segundos», los Raymond Poulidor del golf. Estos son algunos de esos nombres.

Rickie Fowler

Probablemente el paradigma del Poulidor de 2014. En esta temporada Fowler ha hecho top 5 en todos los majors que ha jugado y solamente las actuaciones fuera de concurso de Kaymer en el US Open y de Rory McIlroy en el The Open Championship le apartaron de firmar su primer major. A pesar de seguir con sus malos números en la Ryder Cup y salir apaleado de nuevo por Rory en sus enfrentamientos individuales, el estadounidense ha dado un salto de calidad en su juego y ha mostrado un punto de madurez que le ha valido ser uno de los que integren el comité de sabios de la PGA of America para tratar el asunto del equipo americano de la Ryder. Destinado a ser uno de los grandes en los próximos años.

Jim Furyk

Posiblemente el mejor jugador del mundo libra a libra aparte de Rory, si nos permiten el símil boxístico. Los números esta temporada de Furyk son extraordinarios y únicamente la falta de uno o dos triunfos que tuvo al alcance le ha impedido convertirse en uno de los protagonistas absolutos del año. Cuatro segundos puestos incluyendo los obtenidos en The Players y en el último de los playoff de la FedEx Cup, el Tour Championship by Coca Cola en el que casi repite el cheque de 10 millones de dólares que obtuvo en 2010. Además, pasó todos los cortes de los 21 torneos que jugó y solamente hizo trece rondas sobre par en todo el año, batiendo el récord de vueltas por debajo de los 70 impactos en la FedEx Cup. Lo dicho, si tienen dinero apuesten siempre a Furyk en el top 10.

Carlota Ciganda

Fue llegar el tramo final de la temporada, ajustar el putter y de repente aparecer la Carlota que todos conocemos, capaz de desafiar a cualquier jugadora y llevarse los torneos a golpe de birdies. Aún con la sensible mejora, la navarra no consiguió ganar ningún torneo pero su excepcional aportación en la International Crown y, sobre todo, sus grandes actuaciones en las dos finales de los principales circuitos le han puesto en medio de los focos del mundo del golf. Este debe ser el año definitivo para Ciganda y, si es capaz de mejorar con el palo más corto de la bolsa, solo el cielo es su límite.

Jordan Spieth

A pesar de llevarse de manera consecutiva el Emirates Australian Open y el Hero World Challenge a finales de este año, la temporada oficial del estadounidense terminó en blanco a pesar de realizar un año fantástico en el que muchos llegaron a compararle a Tiger Woods con su misma edad. Su segundo puesto en el Masters de Augusta, donde un último día en el que la presión le pesó y le apartó de su primer major, puso su nombre en la boca de todos y dejaba de ser una estrella fugaz para convertirse en algo serio. Otro segundo puesto y seis top 10 más son referencias excelentes para un jugador de solo 21 años que además tuvo una participación estelar en la Ryder Cup, sobre todo formando una pareja casi imbatible con Patrick Reed en los dos primeros días, aunque en su derrota ante McDowell en los individuales dejó entrever cierta falta de instinto asesino para liquidar vueltas que tiene ganadas. Aún no es Eddie Merckx pero va camino de serlo.

Victor Dubuisson

El francés ha realizado un temporada espectacular a la que solo le ha faltado el colofón de una victoria. Cuatro segundos puestos incluida la gran final en Dubái del European Tour, con un estilo de juego muy atractivo que le ha labrado una reputación de jugador fino pero con carácter y una gran consistencia que le ha permitido firmar únicamente quince vueltas en el año por encima de los 72 golpes, algo realmente impactante para un jugador que cumplirá veinticinco años en abril. Para la historia quedarán sus golpes mágicos en el WGC Accenture Match Play, sacándola de entre los cactus para forzar al máximo a Jason Day, así como la pareja formada junto a McDowell en la Ryder Cup, un remedo (salvando las muchas distancias) de Seve y Olazábal.

Sergio García

A pesar de que Sergio sí se llevó un triunfo a principios de temporada en Catar, es merecedor de meterse en esta lista porque de haber tenido un poco más de suerte (o un poco menos de Rory en su camino) la temporada de García hubiera sumado sin problemas dos o tres torneos más y seguro que algún major. Entre el 22 de junio y el 11 de julio, Sergio perdió el Travelers, el Open Championship y el World Golf Championship – Bridgestone Invitational debido a que Kevin Streelman se empeñó en meter siete birdies en los últimos hoyos y Rory quiso disfrazarse de Nicklaus, Palmer y Woods a la vez. Súmenle un tercer puesto en el The Players y que solo no pasó el corte en el Masters y ahí tienen a un tipo que ha firmado una temporada mucho mejor que lo que dice su madrugadora victoria.

Seguro que les viene a la mente algún que otro jugador o jugadora como Julieta Granada, pero hemos intentado escoger los más significativos. Por supuesto, siempre tienen los comentarios para añadir alguien a quien echen de menos

Deja un comentario

Si estás registrado, la publicación de tus comentarios será instantánea. Asegúrate de escribir correctamente tanto tu nombre de usuario como la dirección de correo electrónico que incluiste durante el registro.
Si no estás registrado, tus comentarios quedarán pendientes de moderación. Regístrate aquí.

Comentario: